Una vida dedicada al vidrio soplado

Una vida dedicada al vidrio soplado

“Un artesano debe de trabajar con el alma, olvidándose de cuánto va a ganar por hacerlo”, afirma Hipólito Gutiérrez, artesano tonalteca propietario de Vidrio Soplado HG, taller fundado por su padre en 1961 y el cual, a la fecha desarrolla botellas y caballitos de Tequila de diseños únicos. “Me gusta hacer cosas propias, no copiar lo que hacen los demás” afirma y gracias a esto, clientes de todo el país lo buscan para hacer realidad sus más interesantes proyectos.

Hipólito trabaja magistralmente el vidrio soplado, el mismo que los Sirios ya dominaban en el siglo I antes de Cristo. Esta técnica, antigua como la humanidad, sigue siendo preferida por las manos creativas de los artesanos en todo el mundo, pero en México y principalmente en Tonalá, las piezas que se crean no tienen comparación.

Botellas con agaves en el fondo, monedas incrustadas, vasos clásicos, copas, se le pueden dar mil y un formas a este material que Hipólito comenzó a trabajar desde pequeño, “yo no lo pongo, él se pone solo” comentaba su padre a la gente que visitaba su taller y se sorprendía de ver a un niño trabajando cerca del horno.

Y es que visitar los talleres de Tonalá es una experiencia con sabor a tradición y talento, conocer el proceso desde que se quebra el vidrio, se mete al horno (950 -1150 grados) dependiendo de la pieza que se vaya a hacer y luego, al tanteo, se saca la porción necesaria, se mete al molde y se sopla para lograr la forma deseada antes de que se enfríe. En manos de los artesanos parece fácil, pero no cualquiera puede hacerlo.

Hipólito, está orgulloso de ser un experto en el oficio, tanto que tiene el Record Guiness por haber soplado la botella de vidrio soplado más grande del mundo hecha por un solo hombre. La botella es de 35 litros y muestras de ella se encuentran en el Museo Nacional del Tequila, en Xcaret y hasta en un restaurante mexicano en Las Vegas.

Además de vidrio soplado, Tonalá produce artesanía en barro, papel maché y  madera siendo la creatividad y la dedicación, su sello distintivo. Si visitas Guadalajara, no dudes en darte una vuelta para conocerlo y visitar su tianguis los  jueves y domingos. Si necesitas un hotel en Guadalajara, el mejor hospedaje lo encuentras usando nuestro buscador: www.guadalajaramidestino.com/reserva

Compartelo con tus amigos